Prueba: Jaguar F-PACE 2017

Jaguar_FPace_2017_01.jpg

El totalmente nuevo Jaguar F-PACE es una de las más bellas y divertidas SUVs que he tenido oportunidad de manejar

Quienes me conocen saben que los autos de Jaguar me provocan una emoción especial. Me encanta estar cerca de ellos, mirarlos, tocarlos y obviamente manejarlos; pero desde que nació Tazio, este último punto se había vuelto un poco complicado, sobre todo con mi adorado F-Type, en el que no se puede soñar con llevar un bebé.

El Jaguar F-PACE llegó en el momento perfecto para satisfacer mis deseos de manejar un auto sexy sin abandonar las responsabilidades de mi nuevo papel de mamá. Y es que esta nueva SUV refleja el tradicional amor de la marca por la belleza de las líneas y la sensualidad del diseño; además de cumplir con el desempeño y la calidad de manejo que se espera en encontrar en un Jaguar.

El modelo que tuve oportunidad de probar fue el Jaguar F-PACE S 2017, que cuenta con un motor V6 supercargado de 3.0 litros, capaz de desarrollar 380 HP. En todas las versiones el propulsor se encuentra acoplado a una transmisión automática de ocho velocidades que integra paletas en el volante. Como estándar para todas las versiones llegan también la tracción a las cuatro ruedas, el sistema de asistencia en pendientes y el sistema inteligente de Stop-Start.

De más está decir que mi estilo de conducción ni se acercó a los extremos de rendimiento que este vehículo es capaz de ofrecer, lo cual no significa que no lo haya disfrutado cada segundo que lo manejé. En algunos momentos temí que la suspensión fuera demasiado rígida para el bebé, por lo que me mantuve prestando atención extra a los topes de velocidad (speed bumps) y las irregularidades del camino; fuera de esto, el manejo del Jaguar F-PACE me encantó.

El consumo de combustible es de 18 millas por galón en la ciudad y 23 millas por galón en carretera, para un consumo combinado de 20 millas por galón.

En el interior reina el buen gusto característico de Jaguar, en el cual la elegancia se adorna un poco de sobriedad. Los materiales y las texturas son impecables, al igual que la combinación de colores.

El F-PACE cumplió también con algunos detalles que aunque a primera impresión no parezcan extraordinarios, marcan una gran diferencia cuando viajas con un bebé: el maletero amplio (¡y tapizado tan perfecto que me preocupaba dañarlo con el stroller!), las ventanas traseras con protección para el sol y los controles de clima independientes para los asientos traseros.

El Jaguar F-PACE S es una de mis SUVs favoritas de 2017. Su combinación de diseño, lujo y desempeño conforman un coctel imposible de ignorar para quienes estén buscando comprar un vehículo en este segmento.

Precio del Jaguar F-PACE S 2017: $56,700

Precio total de la unidad de pruebas: $65,745

Jaguar_FPace_2017_02.jpg
Jaguar_FPace_2017_03.jpg
Jaguar_FPace_2017_04.jpg
Jaguar_FPace_2017_05.jpg
Jaguar_FPace_2017_07.jpg
Jaguar_FPace_2017_08.jpg
Jaguar_FPace_2017_09.jpg
Jaguar_FPace_2017_10.jpg
Jaguar_FPace_2017_11.jpg