Desafiando la historia: Rolex Monterey Motorsport Reunion 2013

Tres días de carreras de autos “vintage” para quienes no le temen al tiempo

Siempre me han gustado las cosas que tienen un uso, una función que convierta en útil aquello que si no, solo se quedaría en admirable. Y siempre me han provocado una cierta tristeza los objetos preciosos que sus dueños no tocan por temor a romperlos. Mi visita al Rolex Monterey Motorsport Reunion 2013 de Laguna Seca, fue la más feliz reafirmación de que hay muchas personas que sienten de la misma manera.

Durante tres días, los locos amantes del mundo motor y de los clásicos se reúnen en una justa de automovilismo muy especial. Aquí vienen a competir autos vintage; algunos de ellos ya han visto desaparecer a todos los de su especie; otros, fueron reconocidos campeones en carreteras pasadas; pero todos absolutamente, viven para el momento en que ponen a rugir su motor y salen a volar con la convicción de que no hay peor muerte que vivir eternamente en el encierro de un museo.

Dueños, pilotos, mecánicos, y hasta familiares y amigos, comparten la emoción de la pista de carreras. Al final, más que trofeos, ganan la experiencia de que el tiempo, como todo, es algo muy relativo.